LA ESPUELA DE ROCINANTE

Una habitación, un inmenso desierto, un hombre en decadencia, un país en ruina, la soledad grotesca, los ecos de un ama, de un cura y un barbero, el mal de España de fondo y un orinal. Enmarañado en sus reflexiones eXlicas y con la sola compañía de un viejo libro, que no es otro que El Quijote, nuestro personaje sufre de delirios, de sífilis, de desamor por la señorita Lunacedi y alguna que otra bajeza moral. Pero es a través de la alucinación con el personaje de Alonso Quijano que empieza a ver sus propios fantasmas ypiensa: SOLO EL QUIJOTE NOS PUEDE SALVAR. Porque el Quijote es el ser con mayor pureza a la que medirse. Y a través de esa transmutación eXlica al principio y después literaria, nuestro escritor decide salir al mundo a enderezar entuertos y desfacer agravios con el impulso que le propicia en sus nalgas las espuelas de Rocinante. 60 minutos de humor quijotesco, belleza, poesía, para un público adulto. Un canto a la jus@cia y la libertad. Texto barroco en voz de un personaje contemporáneo, lleno de acción y de diversión.

La espuela de Rocinante2.jpg

© 2014 by La Smorfia Teatro

  • Icono de la aplicación de Facebook
  • Twitter App Icon
  • Icono de la aplicación Instagram